Virginia. (Léase Vigínia)

Lo de Virginia es el caso más insólito que recordamos en estas primarias. Hemos pasado por un colegio electoral y ¡oh, sorpresa!, no están todos. En serio, que no están en las papeletas. Os prometemos que hemos ido por TODOS los recintos electorales de Richmond, la capital, y sólo aparecen Romney y Paul.

Pero no nos adelantemos. Primero de todo, un par de cositas del estado. Un par de cositas que han hecho que veamos a los vírgenes (virginianos, perdón) como personajes un poco raros.

Lo primero, es que tienen como animal mamífero del estado un tipo de murciélago orejón. Avisamos que la imagen no es apta para vistas sensibles.

La segunda, es lo que hacen los habitantes de Williamsburg. Es la antigua capital del estado y sigue igual que en el siglo XVIII, cuando era un importante puerto comercial; conservan las casas como eran, las calles como entonces. Y claro, no son tontos -aunque quizá sí un poco raros- y le han sacado un rendimiento turístico a eso: los habitantes del centro colonial se visten como hace dos siglos, se dejan hacer millones de fotos… y los turistas contentos. ¡Qué listos!

Los que no fueron tan listos fueron Newt y Rick. Ninguno de los dos está en las papeletas de votación porque no llegaron a tiempo para presentar las diez mil firmas necesarias para entrar en competición. Así que será un mano a mano entre Mitt y Ron; o, lo que es lo mismo, que Romney lo tiene más que ganado y Paul tiene la oportunidad de “robar” delegados en un estado que, en un principio, no le sería muy propicio.

Anuncios

Comenta!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s