Wyoming. (Léase Guayómin).

Tenemos que pedir perdón. Con un resultado tan apretado en Michigan, los nervios del SúpermartesSe nos pasó por completo el viaje a Wyoming. Nosotros, los elefantes, siempre presumiendo de buena memoria, y a las primeras de cambio nos dejamos un estado. ¡Qué desastre! Suerte que venía de camino dirección a Washington.

Pero tranquilos, que en el poco tiempo que hemos estado nos hemos enterado de todo lo que ha pasado en Wyoming. Un paseo por Cheyenne (Chayáin, su capital) -no confundir con el cantante- ha sido suficiente. Las dos cosas básicas que tenemos que saber de aquí: es el estado en el que nació Jackson Pollock (el pintor expresionista abstracto) y donde está el parque nacional de Yellowstone. ¡Yellowstone! Qué emoción, ¡a un paso de conocer al oso Yogi! Lástima que Yogi está en Jellystone; aunque los nombres se parezcan uno existe y el otro no.

Sobre las elecciones, poco que contar. Ha ganado Mitt, seguido de Santorum, Paul y Gingrich. Aunque ninguno de ellos se ha dignado a pasearse por allí en ningún momento. Tienen cosas más importantes a las que dedicarse. En parte les entendemos: en los cactus sólo han votado 2.108 personas. Una miseria -¡normal que nos pasara por alto que alguien votaba!

Ahora sí: caminito a Washington. El estado, no la ciudad.

Anuncios

Comenta!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s